¿Has oído hablar de los minicursos?, ¿Conoces cómo crear un minicurso online? Esta puede ser una gran táctica para potenciar tus ventas. Comprueba cómo funciona esta estrategia e incorpórala en tu rutina.

¿Qué es un minicurso online?

Como su propio nombre lo dice, el minicurso es un curso de corta duración. Normalmente, es una videoconferencia que tiene un máximo de dos horas. Su objetivo es tratar sobre un tema específico y que funcione como un teaser o llamada a un curso principal. Tratándose de negocio EAD, el minicurso puede ser una gran manera para empezar a llamar la atención del público. Él puede ser desarrollado de varias maneras, entre ellas:

  • Basado en los contenidos que ya publicaste en tu blog;
  • Puede ser un módulo o clase que forma parte de tu curso online completo;
  • Un tutorial práctico, didáctico, corto y bien hecho;
  • Vídeo rápido abordando un tema específico sobre el contenido que enseñas;
  • Una presentación atractiva, entre otros.

Sea cual sea el formato elegido, crear un minicurso online es una acción que sirve para generar curiosidad del público, atraer la atención y crear proximidad. ¿Todavía tienes dudas sobre las ventajas de invertir en ese formato de contenido? Por lo tanto, echa un vistazo a las principales razones que pueden convencerte para crear minicurso online.

5 razones para crear un minicurso online

1. Llamar la atención y crear interés del público

Crear un minicurso online es una estrategia excelente para empezar a construir tu propia audiencia y público. También, es una forma para aumentar tu credibilidad frente al mercado. Esto es porque muestras tu cara y hablas de un temas especifico con autoridad. Así, cuando está bien hecho, el minicurso auxilia a convertirte en una referencia sobre el área.

Aprende también a: ¿Cómo generar autoridad y así impulsar las ventas de tus cursos online?

La sugerencia es tratar un tema muy específico. Esto aumenta aún más la impresión de que posees un conocimiento profundo en tu área de desenvolvimiento.

Es importante recordar que estas ventajas son aún más potenciadas cuando el minicurso se ofrece de forma gratuita. Todavía, se puede utilizar para atraer más candidatos calificados para tu marca o como material extra para los clientes que ya pagaron por el curso completo.

2. Entender qué asuntos traen mayor audiencia

La creación de un minicurso online también puede ser una gran manera de entender mejor los asuntos que realmente llaman la atención del público. Es decir, es un material que puede servir como un termómetro para comprender mejor la audiencia.

Así, al invertir en ese material y ponerlo a disposición, tendrás una mejor idea de cuál es la demanda y qué temas realmente le interesan a tu público. También, sabrás si hay necesidad de aprender más sobre algún tema antes de producir el curso online completo.

También, vale resaltar que crear un minicurso online puede ser una gran ayuda a la hora de definir efectivamente cuál será el tema central de tu curso online. Es decir, sirve como una prueba previa para evaluar si el material completo será un éxito.

3. Conseguir un rápido retorno financiero

Al crear un minicurso online estás haciendo un material que toma menos tiempo para ser producido. Así que si inviertes en ese contenido y lo pones a la venta, aunque por un valor no muy alto, es posible que consigas un rápido retorno financiero. De esta forma, ya tendrás un mayor capital inicial para invertir y producir un curso completo de mejor calidad.

También vale resaltar que, además del retorno financiero, el minicurso también es una gran opción para garantizar buenos leads y futuras matrículas para el curso online.

Te puede interesar también: ¿Cuánto debo cobrar por mis cursos online?

4. Dar el empuje inicial a tu marca

Crear un minicurso puede ser una gran manera de que inicies tu negocio en ese formato. Es una manera de familiarizarse con ese tipo de contenido y de estar más cómodo. También, él puede ser entendido como una prueba para afilar tus habilidades antes de partir para un proyecto más grande.

Así, él debe ser considerado como el inicio de algo que puede venir y crecer en el futuro. Es una forma de posicionarse frente a las cámaras, entrenar la oratoria y descubrir lo que puede ser mejorado.

5. Conocer herramientas tecnológicas que pueden ayudar en el futuro

Como se dijo, el minicurso puede funcionar como una prueba para descubrir lo que realmente funciona para tu marca. Así, además de conquistar al público, descubrir los temas que más atraen a los clientes, familiarizarse con ese formato de contenido, el minicurso también es una gran opción para probar y conocer nuevas herramientas tecnológicas.

Puedes aprender y explorar herramientas de edición, recursos técnicos y visuales, entre otros. También, puedes conocer métodos de planificación y enseñanza que ayuden a comprometer a tu público y ofrecer novedades en el mercado. Además, buscarás las mejores plataformas de hospedaje, que podrán suplir todas las exigencias y necesidades de tu curso completo en el futuro.

¿El resultado? Cuando produzcas un curso completo, ya sabrás cómo utilizar estas nuevas tecnologías a tu favor.

Y entonces, ¿estás listo para crear un minicurso online?

Ahora que ya sabes más sobre las ventajas en invertir en ese formato de contenido para tu marca, puedes adentrarte en el mercado de los cursos online.

¡Déjanos decirte que comenzar a invertir en los minicursos online puede ser la mejor salida!.

¿Y entonces, crees que ya estás listo para invertir en esa área? ¿Ya produciste en ese formato de contenido? ¿Quedaste con alguna duda en el asunto? ¡Deja tu comentario!


Categorias